Recetas con cúrcuma

La cúrcuma es una de mis especias favoritas por no decir la preferida. Me gusta ver el color que toman los alimentos mediante la adición de una pizca de especias y probar el sabor que adoptan. Sin embargo, como la cúrcuma no es parte de nuestra comida tradicional (procede de la India )a veces nos resulta difícil saber dónde la podemos incluir en nuestros platos. 


Por eso he decidido hacer este post. A continuación os dejo 4 recetas que puedes hacer con cúrcuma...


Ten en cuenta que para mantener las mejores propiedades de esta especia es mejor usarla en fresco  ponerla justo al final de la cocción, evitando así la pérdida de algunos de sus nutrientes. Además, para asimilar mejor sus nutrientes es aconsejable que le añadas un poco de pimienta o aceite de oliva. 




No debes consumirlo en dosis elevadas y si tienes cálculos biliares no deberías tomar cúrcuma.

Arroz con cúrcuma 


Un plato con un sabor suave especialmente adecuado para el otoño y las noches de invierno. Muy fácil de preparar, tanto como el arroz clásico.




Ingredientes: 
  • 1 puerro (o 1 cebolla )
  • 320 gramos de arroz
  • 1 litro y medio de caldo de verduras 
  • crema de vegetales (mejor si tiene soja, avena o arroz) pero puedes usar la que te guste
  • 2 cucharaditas de cúrcuma 
  • aceite al gusto
  • pimienta al gusto

Preparación: 


Freír los puerros en una cacerola (o la cebolla) con el aceite, y luego verter el arroz.

Dejar cocer durante unos minutos. 
Por otro lado preparar el caldo de verduras.
Remover para ver cuando está hecho el arroz. 
Cuando el arroz esté preparado añade la crema de verduras y por último espolvorear la cúrcuma y la pimienta. 



Patatas picantes con cúrcuma



Ingredientes: 
  • 250 gramos de patatas
  • 1 cebolla pequeña
  • 1/2 cucharadita de cúrcuma o más ( dependiendo de tu gusto ) 
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Pimienta negra
  • Pimiento rojo 

Preparación:


Corta las patatas en trozos pequeños y ponlas al fuego en una sartén con un poco de agua. 

Pela la cebolla y córtala en trozos pequeños. Haz un sofrito ligero con aceite de oliva virgen. Cuando las veas doradas cúbrelas con agua y ponlas a fuego lento durante unos 20 minutos, añadiendo más agua si es necesario. Una vez que las patatas estén listas añade la pimienta, el pimiento rojo y la cúrcuma.


Aceite de cúrcuma



EL aceite de cúrcuma es fácil de hacer, incluso si tienes que cocinar rápido puedes hacerlo y te servirá para dar sabor a las ensaladas o incluso a tu plato de verduras. 




Ingredientes:


  • 500 ml de aceite de oliva virgen
  • 3 cucharadas de cúrcuma en polvo

Preparación:


Vierte el aceite en un frasco de vidrio con una tapa que cierre bien y añade la cúrcuma. Cerrar y dejar macerar durante una semana, simplemente tienes que remover el recipiente una vez al día. Al octavo día se decanta en una botella oscura sin mover la cúrcuma depositada en el fondo.


Leche de oro



Una bebida caliente y genial para comenzar el día o para un momento de relax a la tarde o la noche. Muy apropiada para las articulaciones. Se debe consumir en los 40 días próximos a la preparación de la leche.  




Ingredientes (para una dosis):


  • 1 vaso de leche 
  • 1/2 cucharada de cúrcuma
  • 1 cucharada de aceite de almendras

Preparación:


Calienta la leche (mejor si es de origen vegetal) y añade la cúrcuma y el aceite de almendras. Puedes incluso añadirle una pizca de pimienta si quieres. Puedes darle un toque más dulce añadiendo miel.



Cómo hacer Leche Dorada (para artritis... por natura-sabia-1

No hay comentarios: